Juan Salvador Gaviota

(audio disponible al final del artículo) Horas escuchando discusiones en paneles televisivos…
Todo mi intelecto “de par en par”abierto.
Uno tiene que entender lo que se dice.
Los temas; los conocía desde mis tiempos de “trompos en pelotera”, desde mis tiempos de volantines y cambuchas, desde mis tiempos de hambre, de andar buscando colchón y pan, desde mis tiempos de total incertidumbre.
Mas de 60 años han pasado y los panelistas hablaban de lo mismo.
El hambre no se achicaba, la miseria se agrandaba, las injusticias seguían perenne.
Las discusiones me quedaron como poncho, no cachaba ni una.
Que vocabulario dios mío, que habilidad para interpretar tantas cosas.
Si hay una cosa importante, irreemplazable es el tiempo. Y me lo habian robado…Todo era igual.
Los mismos enojos, el mismo rechinar de dientes, fechas, muertos, miles de muertos, violaciones, mujeres descascaradas, pisoteadas, niños lustrando zapatos, el poto a la chuña…se robaron el tiempo o no hemos hecho nada.
Y yo muy prisco, tratando de entender el idioma que me robaron.
Gracias a mi Dios de los coloraos, me llego la Convocatoria y toda la documentación para el XXVI Congreso de mi Partido… Sonaba a mi silabario.
Los de la televisión enredaban la madeja tratando de sacarle los glúteos a la jeringa.
Compañeros, amigos que me leen o sintonizan Radio Víctor jara. Tiempo Nuevo, radio Magallanes, por favor métanse a internet y vayan a la página del PC Chile, encontraran los mismos documentos que tengo yo…Léanlo, coméntenlo, discutan…
Si necesitan echar un improperio llámenme, yo lo recibo con humildad y autocritica.
“Dios mío de los coloraos” no quiere decir que los coloraos tengan un dios y más encima sea mío; no, pa ná, lo que trato es de llamar, de extraer del intelecto del ser humano lo más sublime, maravilloso que puede tener un ser…: Pensar, reflexionar, pensar en abstracto, ser tan subjetivo como objetivo.
Sacar de alguna parte la generosidad, la humildad, la franqueza. La lealtad.
Estas cualidades las tiene solamente el pueblo, el pueblo trabajador que sabe lo que sus manos e intelecto pueden hacer…
Es un concepto de «andar afuera».
Desde niño me gustaba saber el “porque”de las cosas.
Y me fui al basural de barquito, se llenaba de gente, hasta de Chañaral venían a escarbar.
Yo con un fierro en la mano, hice lo mismo, escarbando todo sin saber que buscar.
Ahora que estoy viejo y veo la miseria del mundo encaramada en basurales, me doy cuenta lo que yo escarbaba.
Si no hubiera sido por Hopalong Kassidi , no hubiera llegado en Barquito a mi escuelita montado en un burro…
El burro, era el mismo que monte por las canchas de golf de los gringos.
Fue una venganza, yo quería saber de adonde sacaban los cabros plata pá comprar chicle.
Cuando supe, le arrastre los palos de golf a un gringo…No se me veía detrás de tantos palos. Cuando mi padre supo, me saco la cresta.
Cuento estas cosas de picao y de memoria indignante; yo era un niño, cuando fui cabro, en Copiapó, creía que el mundo adulto, el mundo político se encargaría de hacer casas con jardines en todos los basurales del mundo.
Uno se amarga y desde niño empieza a cojear.
Siento que tengo toda la moral del mundo, la responsabilidad, el derecho, el deber, de exigir, al pueblo, a los que se dedican a la política, que se ponga las “pilas” , que limpie el mundo de basurales :
Conozco, he vivido la pobreza, la angustia, la impotencia, la incertidumbre, el hambre que provoca la pobreza…pero también se asoma la ternura, la tenacidad, la creencia, la esperanza.
No hemos venido a sufrir, el que invento ese cilicio es un criminal, no dio “punta sin hilo” .
En el misterio del nacer el dado esta tirado…
Somos un montón de minerales remojados en chorros de agua…
Que algunos nos asomemos disfuncional es parte de la vida…
Una vida que compartimos con millones de especies diferentes y con millones que no podemos ver… pero que existen y en cantidades inimaginables…
El humano arrogante trata de conocer, conquistar, usufructuar ese mundo viral, peligroso, para ser poderoso y vencer cretinamente un mundo muerto…
No le bastan las bombas atómicas, de neutrones, de hidrogeno…
Somos protagonistas en una instancia única para transformar con paciencia, audacia y respeto el porvenir de nuestro país, con la esperanza de contagiar a nuestros hermanos del Sur.
Hemos sido partícipes en la construcción de un país injusto y rasca…digo rasca porque hay que ser rasca para permitir tantos abusos, crímenes bestiales y bailar al son y gusto de herederos de la ignominia.
Podemos hacer otro país, lo demostraron en octubre y siempre, muchachas y muchachos, trabajadores y jubilados, pintando las esperanzas por todo Chile, plazas y calles, fábricas y escuelas.
El plebiscito, las Constituyentes, la Nueva Constitución, un nuevo país se van a conseguir por la lucha de un pueblo que dijo basta a la injusticia social, que no quiere ser más cómplice de un país mentido.
Esta rebeldía diferente que se asoma en chile, no es una bondad del riquerio, ni de la cruz, “pa ná ” esta rebeldía son los brotes que quedaron inconclusos del programa político del Gobierno de la Unidad Popular.
Unidad, que es esencial, es el antídoto para eliminar la pandemia de la pobreza.
No somos todos iguales, los intereses políticos son diferentes, pero si, es seguro que todos queremos un vivir digno…
Que significa un vivir digno, tener pan techo y abrigo…por favor; en 1938, hace 82 años atrás, Pedro Aguirre Cerda en su candidatura para presidente gritaba…:” Gobernar es educar y pan techo y abrigo” …
Y a la educación el riquerio le puso precio, el tener pan, casa y estufa significa que eres los testículos de la clase media.
Disculpen mi ordinariez, pero no encuentro otra manera de interpretar mi indignación, mi participación, mi complicidad.
Un tiempo atrás, viendo un programa sobre China, de sus problemas y contradicciones, de las diferencias enormes entre la gente de la ciudad y la gente de aldeas y campos fue necesario para mí, ubicarme en el lugar y tiempo histórico, en la memoria y en la realidad concreta de este país asiático.
Mostraban la grandiosidad de las construcciones, el día del níspero atravieso el puente de vidrio…
Mostraban la vida del campesino, entrevistaron a un chino chico y viejo…su rostro tenía cientos de melgas y arados…Esto, dijo, no era así 20 años atrás…lo que hace este tractor lo tenía que hacer yo…si el tractor no quiere funcionar llamo por teléfono…
El chino hermoso saco de su cintura y cartuchera un celular…No los conocía, mire usted…y ahora es mío.
Por los años 1959/1965 china era un país hambriento, tan hambriento como estaba Leningrado asediado por los nazis en la segunda guerra mundial…
Puedo decir que en 55/60 años la china de hoy es un país con habitantes dignos.
Decir que, en el año 2021 se acabara en el país la pobreza extrema, que todos podran comerse, todos los dias un chacarero, es algo, por el número de habitantes, una proeza, una conquista social inmensa…
Una vez, disfrazado en Argentina de albañil tuve un encontronazo con un mapuche…
Rubén Huentrepan su nombre…
Yo era cabro y el también, se me vino encima con una masa en la mano, le pego un puñetazo con todas mis fuerzas, para aturdirlo… ni pestañeo…Gracias a un amigo que nos separó, no me mato…
Se enojo porque le dije Indio con apellido.
En la tarde, en ronda a una botella de vino, nos hicimos amigos otra vez…Me conto que se había enojado por el apellido, por la forma y el momento que se lo dije…
Y tiene razón, todo su pueblo tiene razón de reaccionar choriao y en rebelión….
Los Chilenos, como ellos nos dicen, trataron de exterminarlos para robarles sus tierras…
El Ejército de Chile mataba mujeres y niños, la orden era de exterminio.
Como no pudieron, hicieron y hacen lo mismo que los Sionistas en Palestina…colonizan la dignidad de todo un pueblo.
Hace mucho tiempo grito que la definición, la interpretación de conceptos manejan, confunden y enajenan el país.
Sebastián Piñera declaraba que ojalá la nueva
Constitución ayude a superar divisiones…
Ayer, un politólogo gritaba que engañaban al pueblo al decir que una Nueva Constitución no les iba a subir el sueldo, ni tampoco recibir una mejor pensión…
Antes del genocidio cívico militar mi país vivía, sentía la política…
La política estaba transformando el país, el pueblo, sus organizaciones luchaban en aunar criterios a comprender el significado de conciencia de clase, de la necesidad histórica de construir “Poder Popular”
Sin desmerecer a nadie, porque alguien tiene que haber enseñado a leer, puedo decir que, en 1938, la unidad de partidos de izquierda, humanistas, conscientes, conformaron el FRENTE POPULAR, unidad política que logro triunfar con Pedro Aguirre Cerda para presidente de chile.
Me almorrano hablar del año 1946…
El pueblo y sus organizaciones crean la ALIANZA DEMOCRATICA, comunistas, socialistas, radicales y otros unieron sus fuerzas.
Gabriel Gonzales Videla fue elegido presidente de chile.
Lo que sucedió en ese periodo presidencial, la deslealtad y el poderío inmenso de la oligarquía nacional e internacional lo saben…quedara para siempre en la historia del país.
Una de las lecciones que tenemos que aprender…No olvidar jamás que las clases privilegiadas defenderán a muerte sus privilegios.
En el año 1958 las fuerzas de izquierda van nuevamente a las batallas electorales…Salvador Allende como candidato presidencial…Los otros candidatos, Jorge Alessandri, Luis Bossay, Eduardo Frei y Salvador Allende.
La cosa venía cruenta, había posibilidades, a última hora se inscribe un socialista más, Antonio Zamorano, más pilco que cata.
Alessandri sale elegido…Otra lección…Cuando las fuerzas de izquierdas se separan, no importa cómo ni porque, el diablo anda suelto y la conciencia de clase de algunos es una mentira.
El Gobierno de Eduardo Frei ,4 años más tarde nos dio tiempo para el trabajo político, expresado en las conquistas de calles, barrios y cerros.
El gobierno de la Unidad Popular es una lampara, un ejemplo para el mundo, una lección para entender que la política tiene que estar al servicio del bienestar del pueblo. Es la mujer, el hombre, el centro del país.
Al gobierno de la Unidad Popular, con todo el boicot en plena marcha, las fuerzas oligarcas sin la traición de los mandos militares, no la paraba nadie.
El porcentaje de adeptos a la Unidad Popular se robustecía…aunque no hubiera carne ni papel pal poto…Y se desvaino el yatagán.
Los portones de las grandes alamedas cantan y las cosas que hay adentro tiritan.
La mentira, la falsedad, el riquerio sabe lo que viene, lo que se le viene encima…Hay señales, presagios, que los generales de la infamia se van quedando sin tropa.
El pueblo entiende ahora que una Constitución Política no es otra cosa que normas y reglas que impiden tajantemente que nadie pisotee, robe, usufructúe lo que le pertenece a todo el pueblo.
Y la República de Chile tiene recursos para que nadie, nadie quede sin salud, sin escuela, sin techo, sin previsión.
La Constitución a escribir tiene que sepultar instancias que fueron creadas para proteger intereses que van en contra del digno vivir.
La Constitución política es la ley suprema de un país, no hay nada más arriba de ella, por lo tanto, tiene que ser representativa total…
La Nueva carta Magna de mi paisito tendrá que ser un Juan Salvador gaviota.
Alejandro Fischer Alquinta


Descargar audio

También te podría gustar...